La revista online dedicada a padres primerizos o novatos... te ayudaremos a ser un experto!

Usted está aquí: Inicio » Cuidados básicos, Higiene General » Higiene en los genitales del bebé.

Aprender sobre cómo mantener limpios los genitales de tu bebé es de suma importancia en la vida de cualquier padre o madre.

Todo comienza con recordar que debes tener en cuenta que es importante el tener a la mano todo lo que vas a necesitar: las toallitas húmedas, los pañales, la crema del bebé y el talco en caso que le apliques.

Es muy importante que siempre conserves estos elementos en un lugar cercano porque de esa forma evitarás cualquier accidente por dejar solo al bebé cuando vayas a limpiarlo.
El proceso de la limpieza de los genitales de un bebé, básicamente inicia con la limpieza misma del encargado de limpiarlo…

La limpieza de tus manos

Antes de cambiarle el pañal a tu bebé o de tener contacto con los genitales, debes tener mucho cuidado con la limpieza de tus manos ya que naturalmente tendrás contacto directo con sus genitales y sus encajes y es muy importante tomar todas las precauciones que nos ayuden a evitar cualquier posible transmisión de gérmenes. Antes de iniciar sencillamente debes lavar correctamente tus manos con agua y jabón y también usar un gel desinfectante para manos no estará de más.

Limpiar los genitales de una niña

Cuando se trata de limpiar a una niña, cualquier padre novato cree que es un proceso complicado que solo debe dejarse a los especialistas, pero la realidad es que no es así. Simplemente como padres poco profesionales, no tenemos que dejarnos impresionar por lo complejo que pueda parecer la vagina de tu bebé pues básicamente la limpieza debes realizarla por encima pues los especialistas indican que no es necesario abrir la vagina para limpiarla… con esto prácticamente le quitamos la complejidad al asunto.

El proceso de la limpieza de la vagina de tu bebé debe realizarse superficialmente limpiando desde arriba hacia abajo (desde la vagina hacia el ano de la bebé) y de esta forma evitaremos cualquier riesgo de infección o transmisión de enfermedad causada por el contacto de las heces con la vagina de la bebé.

Limpiar los genitales de una niño

El proceso es prácticamente igual al anterior, simplemente debes asegurarte que cuando limpies a un niño, sus testículos deben quedar completamente limpios así como también debes asegurarte que el pene quede completamente limpio y libre de orina.

Finalmente en ambos casos, ya sea que estés limpiando a una niña o a un niño, luego de que hayas logrado realizar la tarea difícil (limpiar las heces o la orina por completo) asegúrate de limpiar bien los encajes o pliegues de tu bebé con un par de nuevas toallas húmedas para asegurarte que la limpieza sea lo mas completa posible. Limpia también todos los alrededores tanto atrás como adelante para evitar que existan residuos de heces o de orina.

1 Comentario

  1. Buena explicación , sobretodo para aquellos que nunca hemos cambiado pañales.

Deja un comentario


© 2010 Padresnovatos.com – El portal para padres primerizos o novatos ·Suscríbete:ArtículosComentarios ·